París.- El Paris Saint-Germain alcanzó un agónico empate en la última jugada del partido, con colaboración de Víctor Valdés, para llevarse el 2-2 de su campo, ante un Barcelona que tuvo la mala noticia de la lesión de Messi en el primer tiempo.

El PSG salió con mayor determinación, incluso al minuto 5 estrelló el balón en el poste, en una gran jugada de Lavezzi dentro del área. Al 15, Pastore sacó un disparo a las manos de Valdés, quien, al 19, tuvo que lanzarse para desviar un tiro libre de Ibrahimovic.

Pero apareció Messi, al 38, para romper la paridad. Lo hizo tras recibir un largo pase de Daniel Alves, para controlar, entrar al área y definir con disparo cruzado ante la salida de Sirigu, que nada pudo hacer para evitar la caída de su marco.

El empate llegó al 79, en una jugada de tiro de esquina que remató Thiago Silva, para enviar el balón al poste, pero en el rebote, Ibrahimovic apareció solo para empujar, en una jugada en la que se reclamaba fuera de juego.

Pero entonces apareció Alexis Sánchez, quien entró al área y fue derribado por Sirigu, para que se decretara la pena máxima. Xavi Hernández fue el encargado de cobrarla y la convirtió con un disparo a la izquierda, para engañar al portero francés al 88.

En tiempo de descuento, apareció Blaise Matuidi, quien sacó un disparo lejano que alcanzó a desviar Bartra para cambiar la trayectoria al balón, y de esta manera dejar el empate en el marcador. La próxima semana, el miércoles, se jugará el partido de vuelta en el Camp Nou de Barcelona.

AGENCIA