in

BALACERA; 5 MUERTOS

Córdoba.- Cinco integrantes de la delincuencia organizada fueron abatidos ayer por elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) durante dos balaceras registradas, una en la comunidad Tlacotengo y la segunda entre un camino vecinal de la congregación La Luz Francisco I. Madero y 20 de Noviembre, a la altura de la comunidad Margarita Morán.

Un elemento del Ejército Mexicano resultó herido de bala, motivo por el cual, fue internado de emergencia por sus propios compañeros en el IMSS de esta ciudad en donde permanecía bajo observación médica.

Fue alrededor de las 14:00 horas cuando autoridades policiacas locales y estatales, fueron alertadas sobre enfrentamientos entre fuerzas del orden y presuntos civiles infractores, registrados en la comunidad de Tlacotengo.

Sobre este acontecimiento los habitantes de ese lugar por temor a recibir alguna acción en su contra, prefirieron callar, sin embargo la movilización de los diferentes cuerpos de auxilio y de Policía se dejó notar en pocos minutos en varios puntos.

Autoridades encabezadas por el sub Procurador Regional de Justicia en la Zona Centro, Ricardo Javier Carrillo Almeida, así como del Primer y Segundo comandante de la AVI, recorrieron la Calzada Tlacotengo, Calzada Morelos, brecha La Soledad de Fortín, Pueblo de las Flores, Colorines y La Antorcha de Córdoba, junto con elementos de Seguridad Pública y Ejército Mexicano, ya que supuestamente en esos puntos había presencia de sicarios que a bordo de camionetas realizaban persecuciones y disparos, sin ubicar en ningún punto a miembros de la delincuencia organizada.

No fue sino hasta las 18:00 horas, cuando entre unos cañales de la comunidad La Luz Francisco I Madero y la comunidad 20 de Noviembre, a la entrada de la colonia Margarita Morán, fue localizada una camioneta de color negro con cinco personas abatidas en el interior, las cuales se presume sostuvieron un enfrentamiento con fuerzas de orden que participan en el operativo “Veracruz Seguro”.

En el lugar en el que no se permitió la presencia de los medios de comunicación, se notó solamente cómo trabajaban médicos forenses, los cuales tras realizar secuencias fotográficas, subían los cuerpos de los abatidos a carrozas, sin que se lograra conocer el número exacto de los muertos en el enfrentamiento, ni las características del vehículo en el que viajaban los pistoleros.

 

DE LA REDACCIÓN

EL BUEN TONO

Superiberia

La lancha y la gaviota

ATRAPA MARINA A PORTILLA Y BARQUET