Rafael Delgado.- Un monto de $85 mil quiso cobrar un empleado federal que trabaja en la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), de nombre Carlos “X”, quien está al frente de las ventanillas de atención a funcionarios que llegan a validar sus proyectos de obras, pero el alcalde de Rafael Delgado, Armando Joel Quirino, acompañado del director de Obras Públicas, Felipe Leandro Quirino, se negó a dicho acto de corrupción.

Aseguraron que volvieron con su propuesta en las manos, y ahora piden que se les ayude a buscar la manera de validar sus dos proyectos, uno de los cuales consiste en la pavimentación hidráulica de la entrada de la iglesia del ejido de Jalapilla a la cabecera municipal, con una inversión de 51 millones de pesos.

Esta obra es actualmente de asfalto, y fue dañada por el huracán “Karl”; hasta hace unos días, llegó una constructora de la que se desconocen sus datos, enviada por la Secretaría de Comunicaciones (Secom), y sólo asfaltó unos metros, para luego desaparecer, dejando la vialidad convertida en un tramo de grandes hoyos y baches.

Otra es el proyecto de pavimentación del camino viejo que va de la cabecera municipal a la cumbre de Rafael Delgado hacia Tonalixco, que es congregación de Tlilapan, para llegar al municipio de Magdalena; el tramo a pavimentar no rebasa los dos kilómetros.

El Alcalde aseguró que “es triste ver que nunca se puede lograr algo sin que no le pidan a uno dinero, y lo peor del caso, que la gente del pueblo no le crea a uno que esté trabajando”.

“Simplemente les diré en un párrafo los acontecimientos y el motivo del por qué no tendremos obra, porque un empleado corrupto me pidió $85 mil, y al haber gastado un fuerte recurso en hacer el proyecto, ya no alcanza para dar dádivas”.

 

Rafael Hernández R.

El Buen Tono