Fortín.- Al menos un joven detenido y el decomiso de tres unidades de lujo -una de ellas con reporte de robo- fue el saldo que arrojó el operativo implementado por elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) la mañana de ayer, en la avenida Xochizuatl del fraccionamiento El Greco, luego de que catearan una vivienda del lugar.

Y es que a decir de los vecinos del sitio, quienes solicitaron no fuera revelada su identidad ante el temor de represalias, un joven era perseguido por fuerzas militares cuando se desplazaba a bordo de un Mitsubishi, gris, tipo Lancer, modelo 2009, placas MCF 19-87 y se estacionó frente a la vivienda marcada con el número 9 C, a donde pretendió refugiarse.

Militares fuertemente armados y encapuchados, irrumpieron el domicilio en cuestión, arrestaron al joven y revisaron minuciosamente el lugar, sacando del interior un sin número de maletas, mochilas, peluches y cojines, los cuales fueron subidos a dos lujosos vehículos más que permanecían estacionados en la cochera de la vivienda.

Se trata de un Volkswagen Bora, negro, placas YGV 36-48 del estado, así como un Fiat, blanco, placas YKC 12-35 del estado, que los militares aseguraron y se llevaron del sitio, cuando los efectivos se colocaron al volante y abandonaron la zona, siendo encabezados por un vehículo oficial tipo Hummer, con varios elementos armados.

El operativo de la Sedena se registró alrededor de las 6:45 horas de la mañana de ayer, el cual culminó alrededor de las 7:40 horas, cuando uniformados lograron la detención de un joven cuya identidad se desconoce, así como también el contenido de las maletas y mochilas que confiscaron las fuerzas del orden.

En el interior de la vivienda quedaron un joven y dos mujeres, las cuales abandonaron el domicilio dos horas después que los militares abandonaron el lugar, en donde una de ellas abordó un Nissan Sentra blanco y otra más tomó un taxi y se fueron con rumbo desconocido, quedándose en la casa un joven que solamente se asomaba a la ventana.

Policías Estatales de Seguridad Pública del Estado, aseguraron el vehículo Mitsubishi que quedó abandonado en la avenida Xochizuatl, el cual permanecía con las ventanas abiertas, mismo que presenta reporte de robo en la Procuraduría General de Justicia del Estado de México, desde el 11 de septiembre de 2012, quedando a disposición de las autoridades ministeriales, desconociéndose el destino de las otras dos lujosas unidades que se llevaron los uniformados.
 

De la redacción

EL BUEN TONO