Orizaba.-  Es sospechoso y contradictorio solicitud de regidores de los resultados de la investigación en contra del Director de Servicios Municipales en Orizaba, Arturo Rodríguez Durón, pues si se tienen pruebas de posibles actos de corrupción se deben presentar y no esperar los resultados de una supuesta investigación, por lo que esto pareciera que más bien obedece a la intención de negociar en lo oscurito.

“Si sólo presume un hecho que no te conste y aún así esperas supuestos resultados, me parece que, esta actitud sólo se presta a sospechar que lo que se busca es generar un ambiente en donde se pueda privilegiar arreglos en lo oscurito”, manifestó en entrevista el abogado y analista político, Marcos Carbajal Cervantes.

Indicó que la actitud de la síndica y los regidores de abstenerse en la aprobación de los estados financieros del mes de agosto deja dudas pues en el caso del edil Francisco Valdivia, “él mismo manifiesta que a su parecer la cuenta pública está bien y que si no la aprueba es porque quiere saber el resultado de las investigaciones de Arturo Duron”.

Dijo que es “contradictorio y genera ciertas sospechas, lamentablemente la ‘mula no era arisca, pero la hicieron’; esta historia ya la hemos visto anteriormente y no ha pasado nada, al final todos quedan contentos y plenamente satisfechos. Si el Regidor en referencia, tiene los suficientes datos para señalar la posible participación de Arturo Duron en actos de corrupción, no tiene que esperar a que un cabildo le dé los resultados de una investigación”. 

Opinó que no se necesita tener esa investigación porque “si se tienen datos incriminatorios, es su obligación como autoridad y ciudadano, ponerlos del conocimiento de una autoridad competente y esta autoridad dentro de sus facultades investiga y si resulta que hay corrupción, pues ya la Ley sancionará al infractor”.