Omealca.- La Fiscalía General del Estado mantiene varias líneas de investigación sobre el asesinato de la sobrina del extinto pistolero, Toribio Gargallo Peralta (a) “El Toro”, ejecutada el jueves por un grupo armado, en la carretera Rancho Nuevo-Cruz Tetela.

El departamento de Servicios Periciales aseguró en la escena del crimen más de 15 cartuchos percutidos calibre 7.62 y 2.23 de fusiles de asalto R-15 y AK-47 y un automóvil compacto Volkswagen Derby.

Las autoridades ministeriales no han confirmado si el coche fue atravesado por la delincuencia para bloquearle el camino a la camioneta Ford Lobo de Sandra Naredo Gargallo o si los ocupantes trataron de evitar ser alcanzados por las balas,

volantearon a la izquierda y se fueron a la cuneta.

En la camioneta de Sandra viajaban una mujer adulta y una menor de edad, y una de ellas resultó herida durante la agresión.

“Hay informes de que la paciente fue trasladada a un hospital de Córdoba para la atención médica necesaria pero no hay nombres ni nada, se sabe que son una adulta mayor y una menor de edad”, dijeron informadores.

Policías de la Fuerza Civil, militares y de otras corporaciones policiacas activaron un fuerte operativo en la región y el lindero entre Veracruz, Oaxaca y Puebla en busca de sujetos vinculados con la delincuencia.

Por el armamento de alto poder utilizado en la ejecución de Sandra Naredo, existieron rumores de que el caso podría ser atraído por la Fiscalía General de la República; sin embargo, se conoció que los grupos de homicidios de Córdoba trabajan en las diligencias y lo continuarán hasta sus últimas consecuencias.

SIN MISERICORDIA

Sandra Naredo fue ejecutada a balazos por un grupo armado que le interceptó en la carretera Cruz Tetela-Omealca cuando viajaba en una camioneta Ford Lobo azul acompañada de una mujer y una menor de edad.

En el camino fue interceptada por sicarios que dispararon en varias ocasiones, bajaron de un vehículo, se dirigieron hacia su objetivo, la tiraron al asfalto y le dispararon en varias ocasiones hasta confirmar su muerte.

El grupo de homicidios de la Policía Ministerial de Córdoba en coordinación con Tezonapa mantiene diligencias e investigaciones en el área para robustecer el expediente iniciado por homicidio calificado de Sandra Naredo Gargallo.