in

Cuitláhuac García se convierte en un lastre para AMLO

Casa Ideal

AGENCIA

Xalapa.- Se dice que Andrés Manuel López Obrador impuso a Cuitláhuac García Jiménez, quien es considerado una persona rencorosa y ha demostrado ser incapaz para asumir el cargo, además de que no le importa ser un buen gobernante, ya que permitió que la entidad veracruzana se sumiera en la inseguridad y violencia.

Ha sido duramente criticado cuando nombró a Eric Cisneros Burgos como secretario de Gobierno, éste es considerado un hombre malo, perverso, ambicioso, corrupto y siniestro; a García Jiménez le dio el síndrome del poder, mostrándolo irreconocible, voraz y cínico.

Hace unos días se dio a conocer el encuentro entre Cuitláhuac García y la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, con el objetivo de firmar acuerdos de colaboración, pero el trasfondo de dicha reunión fue con el objetivo de que la consentida de AMLO apele por él, ya que ha sido evidente el desapego que hay entre los mandatarios.

El pasado lunes, Andrés Manuel López Obrador fue cuestionado sobre la carta que Bryan LeBaron le envió al presidente de Estados Unidos, Joe Biden, con la finalidad de que las agencias antidrogas investiguen al gobierno de Veracruz, señalando al titular de la SEGOB, Eric Cisneros Burgos y también al gobernador de Morelos, Cuauhtémoc Blanco, a quienes acusa de tener nexos con cárteles en México, la respuesta de López Obrador fue que él se comprometía a investigar los señalamientos y aseguró que no permitirá actos deshonestos y de corrupción; y por primera vez no defendió a Cuitláhuac García.

Este hecho es interesante, ya que, con base al acuerdo bilateral entre Canadá, Estados Unidos y México, los ciudadanos estadounidenses que radican en México tienen el derecho de exponer, denunciar y señalar a mexicanos que estén involucrados en delitos considerados graves, tal como el fomento y protección a cárteles de la droga.

El gobierno de EU puede pedirle al gobierno mexicano investigar la denuncia, además, entregar datos comprobables, testimonios y material gráfico de quienes han delinquido en los Estados Unidos y viven en México; y presuntamente los grupos delincuenciales que protegen los gobiernos de Veracruz y Morelos tienen ficha roja por la Interpol y la DEA.

Se dice que a Cuitláhuac García lo pone nervioso la filtración a los medios de comunicación la reunión del senador Ricardo Monreal Ávila, con el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, en la detención ilegal en contra de seis jóvenes, quienes fueron acusados por ultrajes a la autoridad, delito tipificado como grave en Veracruz, a propuesta del gobernador veracruzano, para detener a los opositores políticos, candidatos y personas en general.

Tiempo después los jóvenes quedaron en libertad y Cuitláhuac García anunció la derogación de este delito que violenta el Estado de Derecho y presunción de inocencia en el estado de Veracruz; pero no se debe olvidar que José Manuel del Río Virgen, hombre cercano a Monreal Ávila fue detenido bajo señalamientos y con base a una venganza personal del gobernador de la entidad veracruzana.

Derivado a esto, la Comisión Nacional de Derechos Humanos lanzó una recomendación a la administración estatal, obligando a acatarla con el número 146/2021 en contra del gobernador Cuitláhuac García Jiménez: “Por violaciones a los derechos humanos, a la seguridad jurídica y a la libertad personal, derivadas de la detención arbitraria y la imputación indebida de hechos por parte elementos policiacos de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado (SSP) y de personal adscrito a la Fiscalía General del Estado de Veracruz (FGEV)”, con la liga: https://www.cndh.org.mx/documento/cndh-dirige-recomendacion-gobierno-de-veracruz-por-la-detencion-ilegal-e-injustificada-de

No conforme con estos “bombazos”, la revista Proceso realizó una publicación en la cual pone a Erick Cisneros Burgos como el protector de grupos criminales en Veracruz y la Comisión Especial del Senado para la investigación de Abusos y Delitos perpetrados por la administración de Cuitláhuac García exigiendo la renuncia del secretario de Gobierno, de la Fiscal General Verónica Hernández Giadáns, de los jueces de control cómplices a estas injusticias y van más allá, al pretender desaparecer los Poderes en Veracruz.

Pero, la única perjudicada es la secretaria de Energía Rocío Nahle García, quien aspira a ser candidata de Morena a la gubernatura en el 2024, si es que renuncia el también conocido como “Bola 8” (Cisneros Burgos), pues es ella la que le da órdenes y es la principal culpable de colocar a Veracruz en una de sus peores crisis de ingobernabilidad, violencia y lucha por el control de las plazas delincuenciales; además hay que destacar que a Rocío Nahle la han señalado de tener nexos con grupos criminales en el sur de Veracruz.

El pasado sábado la revista Proceso publicó un extenso reportaje sobre los presuntos nexos de Erick Cisneros con grupos criminales ubicados en Veracruz, así como los videos y narcomantas señalándolo de estar protegiendo a cárteles contrarios, y además de ser el operador que acosa, amenaza, persigue y hasta instruye meter a la cárcel a quienes estorban en los planes de este secretario de Gobierno mafioso.

Es por ello que se supo que cuando AMLO convalecía por segunda ocasión de Covid-19, García Jiménez se entrevistó el domingo con su amiga y aliada Claudia Sheinbaum, quien tiene que hacer todo lo posible para que “Cuic”, Bola 8, Verónica y entre otros, no sean removidos de sus cargos, pues de lo contrario, Veracruz no la va apoyar en su aspiración presidencial, dejándole el campo abierto a su rival Marcelo Ebrard.

Es decir, que mientras Sheinbaum abogue por su amigo Cuitláhuac ante López Obrador, todo irá bien para todos, aunque se supo que el presidente de México ya le cortó la comunicación a García después de todas las tonterías que ha hecho, así que esta reunión no muestra buenos augurios.

Rodeli Superiberia

Buscan a adulto mayor

VIDEO: Solo en México, ‘polis’ huyen de malandros