España.- El grupo de cinco hombres, conocidos como “La Manada” y condenados por abusar sexualmente de una joven de 18 años en 2016, celebró como “un triunfo” lo que en realidad era una “violación múltiple, en la que la víctima sufrió” todo el tiempo. En esos términos se expresó el Tribunal Supremo (TS) español, que hizo pública este viernes la sentencia contra los agresores.

El fallo de los jueces, que se conoció el 21 de junio, elevó la condena de 9 a 15 años de prisión para los imputados, con lo que cerró un caso de una gran repercusión social.

Se había convertido en un emblema de la lucha feminista, después de que miles de mujeres y hombres protestaran en las calles contra la sentencia de un tribunal inferior, la Audiencia de Navarra, que había considerado los hechos como “abuso sexual”, con una menor pena.

La sentencia del Supremo por primera vez dio la razón a la víctima, al considerar que la agresión que sufrió en julio de 2016 durante los Sanfermines en Pamplona, una de las fiestas más multitudinarias y conocidas de España, fue una violación múltiple.

En su sentencia, los magistrados recalcaron el “exceso de la intimidación ejercida” por los cinco condenados -ya en prisión-, quienes además de atacar a la joven, la grabaron en video y la fotografiaron.