Fortín.- Como parte del compromiso del alcalde, Antonio Mansur Oviedo, con la educación y los niños de la ciudad, la tarde de ayer acudió a las instalaciones del preescolar Antonio Ruiz Galindo, de la colonia Centro, junto con su cuerpo edilicio, funcionarios municipales, profesores, padres de familia y alumnos, para dar por inaugurada la rehabilitación del comedor escolar, la construcción de una nueva explanada y rampas de acceso.

Con esta obra se beneficiarán a por lo menos 100 alumnos que diariamente acuden al plantel, gracias a la construcción de 42 metros lineales de un canal de concreto armado, el cual conecta tres registros sanitarios para desfogar el agua durante las tormentas.

Como parte de los trabajos se cambiaron 52 metros cuadrados de concreto, dotando así al inmueble de una nueva explanada, incluyendo la construcción de una rampa y accesos especiales para discapacitados en la zona de esparcimiento.

Lo anterior tiene como objetivo hacer de estas nuevas instalaciones un lugar más accesible y seguro para los niños.

El director del plantel, Justiniano Cárcamo Torres, expresó su agradecimiento a los presentes, mencionando que “todo el personal de esta institución educativa les damos las más sinceras gracias”.

Por su parte, el Alcaldel dijo que “la salud y educación para nosotros es primordial en todos los sentidos”.