in

Exigen al Ayuntamiento defensa de derechos

Superiberia

Nahúm Bastian

el buen tono

CÓRDOBA.- Representantes legales de la empresa “Súper Gas de Córdoba”, presentaron una denuncia con repetición de actos reclamados contra el Ayuntamiento, luego de que se negaran a salvaguardar los derechos de acceso de la calle 8 a la 10, y es que son vías federales vigiladas por el Ayuntamiento, de acuerdo a un convenio con la SICT, el cual sigue vigente y no ha sido revocado. De no hacerlo, el síndico, regidores, el secretario y la alcaldesa cometerían un delito que se juzga de acuerdo al Código Penal Federal ejecutando una orden de aprehensión que no los exime aunque termine su mandato.

Gerardo Gaytán Polanco, señaló que luego que interpusieran recursos dentro del amparo, la SICT, Gobierno Federal y el Juzgado de Distrito, establecieron que la autoridad ejecutoria para que pudieran usar el derecho de vía era el Ayuntamiento de Córdoba, “hace años pusieron unos bolardos (postes para delimitar) tratando de cumplir con la sentencia, pero eran de mala calidad, estaban mal instalados y no reforzados; sin embargo, de la noche a la mañana desparecieron y el ayuntamiento se deslindó”, explicó. 

A raíz de dicha situación, manifestó que se interpuso una denuncia, esta vez por repetición de actos reclamados contra el Ayuntamiento que deriva en una acción penal, por lo que al recibirla, el Juzgado de Distrito dio parte al Ministerio Público Federal, “es un delito que se juzga de acuerdo al Código Penal Federal, si procede se les ejecuta una orden de aprehensión, ya que si están en su mandato se solicita el desafuero, pero si termina el mandato, esta acción de la repetición de acto reclamado perdura al no cumplirse esa obligación para salvaguardar nuestros derechos de acceso, porque tienen una responsabilidad penal y también se traspasa de una administración a otra”.

Asegura que por esa razón a las autoridades les dio el “apuro”, por lo que han instalado más balardos para delimitar la zona, no obstante, la empresa advierte que desde la avenida 13 donde termina el Quinto Centenario hasta el límite del arroyo del parque Paso Coyol en ambos sentidos, comprende el límite del derecho que les fue refrendado para la entrada y salida de sus vehículos, tras el amparo del Juzgado de Distrito número 16 y en reedición, el Tribunal Colegiado en Boca del Río Veracruz.

“Varias ocasiones quisimos establecer la limitación con una malla, de acuerdo a la normatividad de la SCT, pero vecinos lo impedían y el Ayuntamiento siempre se hizo a un lado”, aseveró. Esperan que en esta ocasión el Ayuntamiento vigile su derecho y se  mantenga porque mañana pueden desaparecer de nuevo los postes y ellos se van a escudar al decir “yo ya cumplí, si los quitaron ya no es mi problema”.

Sigue cerrada calle 1 por obra de los Luz-López

Más de 10 mil inmunizados