• Ante baja producción 
  • Los más afectados son la naranja, maíz y trigo

Orizaba.- Se espera un baja en la producción en la entidad veracruzana de la naranja, maíz, trigo y de pesca, así lo manifestó el secretario de Desarrollo Social en el Comité Ejecutivo Nacional de la Unión General Obrero Campesina y Popular (UGOCP), Miguel Ángel Castro Cosío. 
Explicó que “muchos barcos no van a salir a pescar porque no tienen el recurso del diésel marino, se estima que más del 50 por ciento de la producción pesquera y acuíferos del país se verá perjudicado”, lo anterior al recordar que el gobierno de México retiró el subsidio. 
En el marco de una gira de trabajo por la zona de las Altas Montañas, señaló que “el campo está olvidado, es un desastre a nivel nacional y peor estará cuando despertemos de esta pandemia y empiece la grave crisis económica que se va a acentuar,” no sólo en el campo, también en las grandes ciudades y va a afectar a todos y sobre todo a los que menos tienen”. 

*para saber
El importe medio por litro de diésel marino en todo el mundo es en promedio de 21.32 pesos mexicanos, es decir, 85.7 centavos de dólar.


Ante ello, señaló que “no es necesario entregar subsidio a los que no trabajan, se trata de que se tenga recursos y desarrollo para apoyar las actividades productivas como la agricultura, la ganadería, la industria, la cafeticultura, las artesanías y todas las actividades productivas”. 
Con ellos, aseguró que en un futuro muy cercano se verá mucho más pobreza, “se van a multiplicar por millones y no sólo en México, en el mundo, pero que eso nos nos tenga satisfechos, no queremos un país de pobres, ni aspiramos a las grandes riquezas, pero si queremos que la riqueza, que es el trabajo, se mantenga en este país como dede ser. Se espera que haya menos producción de alimentos, quedaron algunas zonas donde sí se produjo igual, porque eran actividades esenciales”. 
Indicó que con “esta política equivocada del gobierno federal se va a lacerar el desarrollo regional que ya hemos logrado en el norte y en el norte no tenemos privilegios, somos herederos de la cultura del esfuerzo, en el desierto aprendimos a trabajar y dominar a la naturaleza”.