Los piratas informáticos que “hackearon” esta semana decenas de cuentas de Twitter, incluidas las de varias celebridades, se descargaron datos personales de al menos ocho usuarios, lo que apunta a que la maniobra pudo ser algo más que una estafa para recaudar pagos con Bitcoin.

En un comunicado publicado este sábado en su blog oficial, Twitter dio más detalles sobre el pirateo que el pasado miércoles afectó, entre otras, a las cuentas en la red social del expresidente de EU Barack Obama, los multimillonarios Bill Gates, Elon Musk y Jeff Bezos, el artista Kanye West y las compañías Uber y Apple.

“En el caso de hasta ocho de las cuentas de Twitter afectadas, los atacantes dieron el paso extra de descargarse la información de la cuenta a través de nuestra herramienta ‘Tus datos de Twitter’”, reveló la compañía con sede en San Francisco (California, EU).