• Para contener mayores contagios
  • Previo al cierre de bares y centros de ocio, decenas de personas llenaron los sitios de reunión.

Londres.- Para frenar la propagación del Coronavirus, el primer ministro británico, Boris Johnson, impuso ayer un sistema escalonado de nuevas restricciones en distintas zonas de Inglaterra, entre las que se incluye el cierre de bares y otros negocios.
Lo anterior, dijeron informadores, aún con la creciente indignación de los ciudadanos ante lo que consideran una limitación de sus libertades como pobladores.
Las restricciones incluirán el cierre de pubs y bares en áreas con un nivel de alerta “muy alto” a partir de mañana miércoles.
El mandatario anunció el sistema de tres niveles, a fin de estandarizar una serie de medidas a menudo complicadas y confusas.
Los parlamentarios someterán a votación la propuesta, a fin de proteger a los ciudadanos.
Los otros niveles en el nuevo sistema son “medio” y “alto”.
Hasta el momento, Merseyside, que incluye a Liverpool, en el Norte, es la única zona con la máxima categoría de riesgo. Los gimnasios, centros de ocio, casinos y locales de apuestas, así como espacios de juegos para adultos cerrarán.