México, D.F.- La modelo rusa Irina Shayk, se deshizo de uno de sus principales atractivos… y no es que haya descuidado su envidiable figura de 86.5-58-88, ni su verde mirada o carnosa boca sino que decidió cortar su gran melena.

La cotizada novia del futbolista merengue Cristiano Ronaldo optó por recibir la primavera con una imagen “fresca” y para ello recurrió a las tijeras para así decir adiós a su larga cabellera, según ella misma lo ha difundido a sus seguidores en Instagram.

Su nuevo look consiste en lucir un flequillo que, según algunos comentatios de sus seguidores, no le es del todo favorecedor y hasta le han escrito que pasaría como un corte canino pues “parece un cocker”.

Sin embargo el estilo a la Amelie, para los más fieles fans de la top model de Sports Illustrated, favorece y no afecta la belleza rusa de la pareja de CR7, pues según comentaron “se ve impresionante”, “sigues estando increíble” o “eres hermosa de todas formas”.

Agencias