ElBuenTono

Alejandro Solís
Columnista

Doscientos ochenta pesos por metro cuadrado paga el gobierno de la 4ªT a propietarios de terrenos situados en el área de control e influencia del aeropuerto internacional de Santa Lucía, desalojados con el pretexto de ser expropiados a favor patrio dándole cabida al servicio de transporte aéreo cívico-militar, complementado y centralizando pistas de Toluca, Puebla y del aeropuerto de la ciudad de
México.
La oposición de familias a perder su patrimonio formando vallas de tres o cuatro miembros para detener la acción soldadesca es sencilla y dramática: – “con esos pesos no podremos comprar otro terreno”, razonan delante de sirvientes armados cerrados a comprender el dolor de la miseria ajena.

¿PrimeroLosPobres? Por ser uno de los proyectos emblemáticos del régimen de Obrador, el drama de mexicanos pobres enfrentados a decisiones autoritarias representa el engaño nacional vivido entorno de la transformación -imposible- de la vida pública (4ªT), los pobres por delante, negada y reiterada en cada uno de sus pasos y declaraciones amañanadas, denunciadas por sus opositores inclusive en cortes internacionales; tanto como son congraciadas por quienes le apoyan incondicional, y, condicionalmente, develando mentiras tras de su principal promesa.

SoloEsBuenAdministrador. Miles de denuncias en redes sociales, tribunales, periódicos, descarnan la realidad cruda: en la vida cotidiana este gobierno los pone delante para fines de explotación, trabajando por poca paga en un patio trasero habilitado para comercializar materias primas y maquilar, barato, a favor del capital.

Cinco millones de familias mexicanas se suman a los 54 millones de parias oficialmente reconocidos, de acuerdo al parámetro de quienes ganan un salario mínimo de 141.70 diarios o menos, mientras en los últimos seis meses los bancos de inversión acapararon 100 mil millones de pesos; y Hacienda Pública -con el visto bueno de AMLO- pagó 110 mil millones de pesos tan solo por los intereses de la deuda de PEMEX.

LaDemocraciaBurguesaEsChunga. En la cantaleta de la historieta nacional se dice que “el presidente en turno” llegó al cargo gracias al haber ganado por mayoría de votos la elección correspondiente; otorgándole el poder de representar legalmente a todos los mexicanos, pues, aunque las decisiones sean impuestas, alguien tiene que oficializarlas en cortes locales e internacionales.

Así nos han formado y capacitado durante más de un siglo, reverenciando la mentirosa política presidencialista “capaz de decidir el rumbo económico”, cuando es competencia de la oligarquía financiera.
La ley dice que todos podemos votar y ser votados, pero en realidad participan de esta fiesta quienes cumplen con reglas escritas, no escritas y acomodaticias. Entre otras, tener un historial de participación política, habilidades y experiencia reconocida por grupos, partidos, organizaciones, movimientos registrados oficialmente.

QuiénDaQuita. Siendo el Estado el principal organizador de la fiesta electoral, su función incluye el conteo oficial de los votos emitidos, su canto y su posterior certificación. Como todo acto simulado, no podría faltar la cobertura de poder protestar resultados, al punto de exigir “contar voto por voto”, con tal de dejar satisfechos a tantos tiradores. Es el caso del estado de Campeche, donde Layda Sansores -típica chapulín, que ha saltado de partido en partido- ha sido cuestionada por el Movimiento Democrático como gobernadora electa.

Asimismo, senadores, diputados, presidentes municipales y cabildos, pasan por este “juego del poder” que nomás sirve para destruir el liderazgo natural comunitario, imponiéndole políticos mercerizados, que han de avalar decisiones favorables a quien los sostiene.
Esta idea de “centralización de decisiones”, igualmente conocida como “presidencialismo”, representa el máximo logro de la democracia burguesa; que es la forma constituida y dominante en nuestro país.

RegalaDineroPúblico. Durante medio siglo pasado y hasta hace tres años, políticos neoliberales dominaron el escenario para facilitar el adelgazamiento del Estado y el gobierno, cometiendo un garrafal error: se clavaron millonarias cantidades, al punto de enriquecerse más que sus impávidos benefactores.

Como indican los números macroeconómicos, los políticos liberales conducidos por AMLO, hacen lo mismo: pasar dinero a quienes lo usan para consumir mercancías terminando capitalizado en los fondos de inversión; sin evitar la corrupción, como lo demuestran los casos de los hermanos de AMLO, su prima e Irma Sandoval. Más los miles de casos dispersos en un país ahogado en injusticias.
En suma: la 4ªT se reduce a un pueblo monochoreado, maiceado, engañado mediante representantes enajenados, que han reducido su voz y voto a viciadas organizaciones sociales y partidistas enclaustradas por el Estado, inclusive, con el garlito de la consulta popular para la revocación del mandato, organizado, instrumentado para capturar votos individuales mantenidos en secreto, de resultados fácilmente inflados y maquillados.
Así que si Usted está preocupado por la vena “socialista, madurista, izquierdista, comunista” de AMLO, ni se preocupe: su pensamiento y obra es absolutamente favorable a la oligarquía.

ElGranLegadoDeAndrés. Gusta López Obrador de hacerse comparaciones con Benito Juárez, quien con las leyes de reforma cerró el capítulo colonial dominado por los reyes de España y la Iglesia católica, desmontando sus relaciones de propiedad medioeval, dándole cobertura a las leyes del mercado libre.

Hoy, AMLO, hace lo propio, pero a favor del puñado de millonarios y supermillonarios ligados a su vez con fondos de inversión internacional.
Con las leyes a su favor desde tiempos de Peña Nieto y antes, solo se dedica a instrumentarlas, afinarlas y corregirlas en lo necesario para quitar obstáculos legales a la concentración y centralización del capital. Estas leyes y acciones no son creadas por políticos caseros, sino por oficinas estratégicas del gran capital y aceptadas por nativos asimilados; como AMLO y tantos más.

AmoramarMx Superiberia