Orizaba.- Diversas organizaciones de transportistas de carga y de pasajeros de todo el país, así como automovilistas particulares sugieren al gobierno federal que suprima la operación de todas las casetas de peaje en las carreteras y puentes del país, ya que representan un alto riesgo de contagio del Coronavirus, por los millones de operaciones de pago y devolución que se realizan en un sólo día.

Miles de traileros y choferes de autobuses circulan diariamente por las carreteras de cuota del país y al llegar a una caseta tienen que pagar y reciben su cambio, así como el ticket correspondiente y tanto en el metal de las monedas como en el papel de los billetes y del comprobante, puede estar alojado el Covid-19, de tal suerte que el contagio es masivo y en un día infectar a miles de personas.

El gobierno federal debe ordenar “que levanten las plumas y permitan el libre tránsito”, opinó Pascual Gutiérrez López, operador de un trailer, quien dijo que no en todas las casetas están tomando precauciones, pues hay cobradores que no usan cubrebocas ni guantes, tampoco gel antibacterial ni alcohol.

En tanto, el abogado Sixto Gutiérrez Hernández puntualizó que el artículo 11 Constitucional nos brinda la libertad de transitar por todo el territorio nacional sin limitantes, y en ningún caso nos obliga a pagar por circular en México.

El “privatizar” o concesionar las carreteras, atenta contra ese valioso derecho, además de que a lo largo de 30, 40 o 50 años que algunas llevan funcionando, la inversión para la construcción de las carreteras está más que recuperada y entonces no tiene razón de ser que continúen con el cobro.