Orizaba.- La Suprema Corte de Justicia al igual que los jueces han expuesto la presunta manipulación de información en casos de guarda y custodia que realizan los titulares  de la Procuraduría para la Protección del Niño, la Niña y el Adolescente de los diferentes sistemas del Desarrollo Integral para la Familia (DIF), al referir que el caso de Orizaba no es el único que se ha presentado, indicó el abogado Juan Flores Oropeza.
A pesar de que no ofreció cifras, el también integrante del Colegio de Abogados de las Altas Montañas, mencionó que estos funcionarios “sólo deberían ser portadores de la información.
Los psicólogos o para los jueces que estén analizando determinado caso”.
Dijo que desafortunadamente se ha sabido de muchos casos en donde se ha manipulado la información debido a que hay intereses de por medio, algo que calificó como impositivo, pues en todos debería de haber honestidad en los procedimientos al recordar que las procuradurías que promueven los derechos de los menores son instituciones de buena fe, y no para provocar una situación de interés en favor de cualquiera de las partes en disputa. 
Sobre el caso de Orizaba, indicó que el presidente municipal de Orizaba, Igor Fidel Rojí López, al igual que la presidenta del DIF, han recibido quejas contra el procurador y ellos tienen conocimiento de ello, por lo que sería importante al ser responsable de la administración municipal (En el ayuntamiento y en el DIF) deberían de revisar los expedientes y analizar si en verdad existe manipuleo o veracidad en los casos.