• No eran delincuentes

Córdoba.- Una intensa movilización por parte de elementos de la Policía Estatal, Fuerza Civil así como de la Secretaría de Marina Armada de México, fue la que se registró durante la noche del lunes, sobre la autopista México-Veracruz hasta llegar a los baños que se ubican muy cerca de la Caseta de Cobro Número 45 en Fortín, debido al reporte que recibió el personal del 911 sobre la presencia de camionetas con hombres armados con chalecos tácticos, además de que estás no portaban placas de circulación ni insignias oficiales, hasta que finalmente los tripulantes se identificaron resultando ser autoridades pertenecientes a la Fiscalía General del Estado.
Los hechos se registraron durante la noche del lunes, luego de que el personal del 911 recibió varias llamadas telefónicas, indicando que sobre la autopista México-Veracruz circulaban al menos cuatro camionetas entre ellas una Chevrolet Suburban y unidades Pick Up con varios hombres armados, portando chalecos antibalas, radios de comunicación las cuales no llevaban placas de circulación y eran polarizadas.
De inmediato varias unidades de la Policía Estatal, Fuerza Civil, Secretaría de Marina, Policía Federal y Guardia Nacional se coordinaron para realizar un rápido despliegue sobre dicha autopista, inclusive en sentido contrario se metieron las unidades oficiales, hasta ubicar estas camionetas cerca de los baños que están a un kilómetro de la caseta de cobro.

  • ENCOMIENDA
    Una vez que rodearon a dichas camionetas apuntando con sus armas, pidieron que bajaran todos los ocupante los cuales vestían chalecos antibalas, radios de comunicación, armas y en cuestión  de minutos todos se identificaron resultando ser personal de la Fiscalía General del Estado asignados al área de búsqueda de personas desaparecidas, los cuales han estado trabajando en los municipios de Tezonapa, Omealca y otras localidades en busca de personas desaparecidas; sin embargo, se dirigían a otro punto para continuar con las investigaciones, pero al causar sospechas su presencia, alarmó a personas civiles que dieron parte al 911 pero después de aclararse esta situación todos se retiraron sin que el asunto pasara a mayores.