Córdoba.- La alcaldesa Lety@laalcahuetadeTomás ordenó cerrar -literalmente- el Palacio Municipal a la ciudadanía, pues a través del Departamento de Recursos Humanos se prohibió a todo el personal, incluyendo regidores, a no tener en sus oficinas a personas ajenas al Ayuntamiento.

“Se hace de su conocimiento que no se permitirá la participación de personas ajenas dentro del Palacio Municipal, favor de abstenerse de ingresar a sus oficinas a personas que no tengan que ver con el uso de sus funciones, sólo están autorizados los empleados municipales asignados a su área de trabajo”, cita la circular enviada por la encargada de Recursos Humanos, Laura Angélica Padilla.

Los regidores calificaron como una falta de respeto hacia los ciudadanos que se les prohiba visitar las diferentes áreas para hacer gestiones.

Además, criticaron la falta de desconocimiento de la Ley por parte de Padilla, pues ellos como regidores no son trabajadores del Palacio, sino autoridades electas.

El regidor quinto, Ángel Etiem Castañeda, dijo ser algo descabellado, ya que ellos tienen la obligación de atender a la población siendo que las regidurías son del pueblo.

“Cómo una persona, con todo respeto, se toma esa libertad de prohibirnos que no podamos atender a gente en nuestras regidurías”, mencionó el Edil.

Señaló que esta circular se está basando al punto 4.9 del Código de Conducta del Municipio, el cual dice: “Acompañarse durante la jornada de labores de familiares, adultos, niños o de otras personas, así como dedicarse a la lectura de revistas y libros que no tengan relación a sus labores”.

Por su parte, el regidor sexto, José Alfredo Riverón, expresó que esta no es la manera  correcta de elaborar una circular, atentado contra los derechos de los ciudadanos, debiendo ejercer el respeto de los ediles.

“Mínimo la Directora de Recursos Humanos debería dar una disculpa, es lo que creo yo”, subrayó.