Córdoba.- A pesar de las advertencias de que el próximo 1 de mayo, la Alianza Mexicana de Organizaciones de Transportistas A. C. (AMOTAC), tomará una vez más, las carreteras del país a través de una marcha lenta, como protesta en contra de la Federación por su intento de sacar de circulación a todas aquellas unidades de carga con más de 20 años de antigüedad, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) ha mostrado nulo interés en negociar.  

Lo anterior lo señaló, Lauro Rincón Hernández, dirigente regional de la Alianza, quien explicó que nuevamente fue reavivada dicha ley, aprobada por la Cámara de Diputados y está por pasar a la Cámara de Senadores.

“El temor es que la ley pueda ser publicada en la Gaceta Oficial en los próximos días, y con ello entre en operación, de suceder la Policía Federal así como la SCT iniciarán operativos para el retiro de estas unidades”, comentó el dirigente de AMOTAC.

Y es que serán sacadas de circulación las unidades de carga con más de 20 años de modelo atrasado y 15 años para autobuses, lo que vendrá a afectar a un aproximado de 300 mil transportistas así como a un millón de familias que dependen de esta actividad.

El  entrevistado comentó que atrás de todo, existe la intención de favorecer a la Canacar, ya que una vez entrando en vigor la Ley, existe la posibilidad de que más del 50 por ciento de los propietarios no podrán renovar sus unidades, por lo que optarán por “tirar la toalla”.

 “Y será justo ahí donde podrán entrar libremente los agremiados de esta Cámara con su parque vehicular, el ex director de la Canacar es quien ha promovido la compra de equipo nuevo, mientras que José Guerra Abud del Partido Verde Ecologista es quien propuso esta iniciativa -maneja el área de ecología- y argumenta que se trata de unidades altamente contaminantes, todo en un afán de monopolizar el rubro del transporte de carga”, concluyó.

Ricardo Jácome Z.

El Buen Tono