Coahuila.-  La Octava Caravana de Madres Centroamericanas “Liberando la Esperanza” logrará ubicar a cinco hijos de los que hace años no se sabía de ellos, aseguró Elvira Arellano, coordinadora de la caravana.

“Mientras el gobierno de México ha sido incompetente y ha ignorado el problema, los medios de comunicación son una ayuda fundamental para conseguir pistas y dar con el paradero de algunos de los migrantes desaparecidos”, aseguró.

Uno de los reencuentros será en el Distrito Federal y dos en Tapachula, Chiapas, pues el primero se dio en Tenosique, Tabasco, y el segundo en Monterrey, Nuevo León.