Fortín.- Ahora se percibe que hay un gobierno dispuesto a escuchar y atender a los ciudadanos, se frenó el despilfarro de recursos públicos, se han reforzado los servicios de Limpia Pública, Salud, Educación y en las últimas semanas se desarrollaron 12 obras para atender los reclamos más urgentes. Con la intervención directa del Gobierno del Estado, se logró también la repavimentación de las calles de la unidad habitacional San Marcial, donde los maestros que ahí habitan se mostraban molestos por el abandono de sus vialidades.

Y la vigilancia del Secretario Buganza sobre Fortín es permanente.  Lo mismo se entrevista con los agentes municipales en sus oficinas en Xalapa, que dialoga con el Cabildo para encontrar soluciones a problemas como las casas del Fonhapo, que finalmente se construyeron este fin de año.

Incluso, ahora al Ayuntamiento de Fortín le imprimen una nueva imagen observándose también la mano de los operados del secretario Gerardo Buganza Salmerón. “Adelante con Rumbo Firme” es el nuevo slogan con lo que se pretende borrar esa errática gestión de Torrecilla Ramos.

Mientras tanto, se da por un hecho que la Procuraduría General de Justicia (PGJ) inicie investigación penal contra el ex alcalde César Torrecilla Ramos a petición del Congreso Local. La auditoría que se practica a su gestión y que concluirá este viernes 28 de diciembre, empieza a arrojar daños al erario público y también violación a la normatividad, informan extraoficialmente los interventores.

La revisión financiera podría alcanzar al Síndico, Regidor Primero y al ex Contralor Municipal quienes no habrían cumplido con sus obligaciones que marca la ley.  Contra el ex tesorero también presuntamente hay evidencias de daño al erario público.  

El diputado del PAN, Óscar Lara Hernández, denunció recientemete que Torrecilla Ramos ya estaría prófugo. “Se desconoce el paradero del ex alcalde, y se teme que se encuentre prófugo para poder evitar responder de las acusaciones que se le pudieran hacer, pues se ha señalado que tras la intervención de la Tesorería se encontró un faltante de 21 millones de pesos”, dijo el diputado panista.

Mientras la auditoría  contra César Torrecilla Ramos sigue su curso legal. La renovada administración municipal se muestra comprometida en dar un nuevo rumbo a la gestión y principalmente, se muestran ahora más cercanos a la gente.