Amatlán.- No obstante la presión y la zozobra sembrada por un grupo de sus seguidores, anoche fue vinculado a proceso Carlos Alberto “N”, como probable responsable de desaparición forzada y homicidio, por lo que un juez de Control le dictó dos años de prisión preventiva. La misma disposición se aplica para su chofer.

Ayer por la mañana, el Centro de Reinserción Social (CERESO), La Toma, de Amatlán de los Reyes, fue blindado más de ocho horas, por efectivos de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, Policía Estatal, apoyados por la Guardia Nacional, Policía Ministerial y la Secretaría de Marina y la SEDENA.

Dicho operativo tierra aire, fue ante la amenaza de una manifestación por parte de seguidores del líder cañero de la CNC del ingenio Central Motzorongo, Carlos Alberto “N”, preso por desaparición forzada y homicidio.

CAUSAN TEMOR

Los accesos a la comunidad La Toma, por la carretera estatal Córdoba-Amatlán y por la Córdoba-Naranjal, fueron cerrados en su totalidad, quedando bajo resguardo de un grupo de granaderos, causando temor y expectación entre los habitantes.

Alrededor de las 11:15 horas, un grupo de habitantes de la zona de Cuichapa, Omealca y Tezonapa, se manifestaron portando cartulinas con diversas leyendas.

Minutos después, en el camino a La Toma, por la carretera estatal Córdoba-Amatlán-Cuichapa, otro grupo arribó para exigir lo mismo: la liberación del líder cañero.

CAMBIO DE PENAL

Cerca de las once de la noche de este viernes, versiones extraoficiales que filtraron fuentes policiacas indicaron que   ante la tensión que existía y a fin de evitar cualquier enfrentamiento,  las autoridades estatales anañizaban la conveniencia de trasladar al dirigente de cañeros a otro penal del estado, posiblemente Pacho Viejo. en Coatepec. COATEPEC circularon a travès de algunas redes sociales.