• Viven católicos Semana Santa desde sus hogares

Orizaba.- Por primera vez en muchos años, la feligresía católica no asistirá a ninguna de las celebraciones de la Iglesia en la Semana Santa, que inicia hoy con el Domingo de Ramos, así lo determinó el Papa Francisco desde El Vaticano, pide respetar las normas impuestas por los gobiernos de cada nación. Será igual en el estado de la Ciudad del Vaticano,  donde ya se verificaron siete casos de personas infectadas, entre ellas un cardenal italiano y otro de Burkina Faso.

Este es uno de los tiempos litúrgicos más importantes en la vida cristiana, pero ha sido modificado debido a la pandemia mundial, por ello, los fieles participan desde sus casas, en familia, a través de los medios de comunicación, donde hay transmisiones en vivo de canales de televisión católicos, ya que se hará a puerta cerrada en cada templo la Procesión de Ramos, cuidando que no haya más de 20 personas.

Previamente, se dio a conocer una iniciativa sobre poner una rama verde bonita, de cualquier tipo y arreglada en casa, en la ventana o puerta de las viviendas desde ayer sábado, “es una manera de proclamar y aclamar a Cristo como nuestro Rey y Salvador, y además es un símbolo anticipado de su triunfo pascual”.