Córdoba.- La falta de tapaderas en registros pone en riesgo a los  transeúntes, y en algunos casos a los automovilistas que circulan por el lugar, un caso se ubica en pleno cruce de la avenida 11 con calle 8, otro más en la calle 17 entre avenidas 7 y 9 Bis.

Los registros tienen una profundidad mayor a los 50 centímetros, así que si una persona no ve el boquete y cae podría causarse hasta una fractura, pero si son niños, ancianos o personas con discapacidades las que cayeran en el hoyo, las consecuencias podrían ser más graves.

Además de que los registros sin tapa dan una mala imagen urbana, la mayoría de ellos están llenos con basura o desechos que nadie se toma la molestia de limpiar, además de que representan un foco de infección.

Los comerciantes de la zona dijeron desconocer el tiempo exacto  que lleva este registro en esta situación; sin embargo, aseguraron que han sido varias las personas que han sufrido accidentes en el lugar por cruzar la calle corriendo, para evitar ser arrollados por un vehículo, no se percatan del hueco llegando inclusive a caer en el.

En esta localidad existen infinidad de casos como estos, los cuales desafortunadamente no han sido atendidos por las autoridades correspondientes, el robo de las tapas de registro y alcantarillas no es un problema único de esta cuidad, siendo que existen estados y municipios que llegan a invertir hasta 5 millones de pesos anuales, para reponer las alcantarillas y tapas de registro robadas o en mal estado.

Se estima que a nivel municipal el Gobierno tendría que invertir cerca de mil 500 a los 3 mil pesos, para atender este problema, aunque la cantidad dependerá del tamaño y la afectación que se haga de las vialidades, en el caso de las tapas de registro, éstas podrían valer entre 300 y 200 pesos, si son de concreto con la orilla metálica.

Ante esto, los habitantes esperan que se asigne el presupuesto necesario para evitar continuar exponiendo a la población.

 

De la Redacción

El Buen Tono