Soledad Atzompa.- La pandemia de COVID-19 frenó la lucha contra los abusos de poder en contra de comerciantes de muebles de madera oriundos del municipio, por parte de autoridades de otros estados como la Ciudad de México, a donde viajan para buscar ingresos.

El presidente nacional de la Coordinadora de Artesanos Zepaniah Titlatozke, Alfonso Cruz Rosas, manifestó que debido a que la Ciudad de México regresó a semáforo rojo por el rebrote del virus, no se han podido reunir con la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo para exponerle su situación y pactar soluciones.

Manifestó que cuando tengan oportunidad pedirán de forma pacífica, tolerancia para que les permitan trabajar con la venta de muebles en las 16 alcaldías, donde con frecuencia enfrentan dificultades por el actuar de las autoridades.

Acotó que como originarios del municipio donde no hay fuentes de empleo, únicamente salen a otras ciudades con la intención de vender lo que producen, ello acatando las normas, leyes y dispocisiones de cada lugar para no entrar en conflictos.

“Por la pandemia no podemos juntarnos para tratar algunos pendientes, los tres niveles de gobiernos no nos permiten hacer movilizaciones y no lo hacemos por prevención; en Campeche tenemos una situación de defensa de algunos compañeros, ya viajamos pero no se ha podido hacer un gran avance”, lamentó el activista.

Cruz Rosas agregó que a nivel nacional la Coordinadora tiene agremiados a siete mil artesanos y comerciantes, los cuales ansían para 2021 mejores condiciones para exponer