Nogales.- “El aumento de la actividad física durante el día tiene una relación directa con una mayor eficiencia del sueño, significa que a mayor cantidad de gasto energético, equivalentes metabólicos, dormir se hace más efectivo para todos”.

El académico de la Facultad de Educación Física, Deporte y Recreación, Santiago Castaneyra Mendoza, explicó lo anterior durante la conferencia que dio en la Feria de la Salud online, organizada por el Programa de Salud Integral de la Universidad Veracruzana, región Veracruz.

Apuntó que hay una vinculación directa con el sueño, “ya que al realizar actividad física se consume la energía necesaria”. 

“Estamos ante una nueva realidad, en la cual en los nuevos conceptos de la salud y el bienestar, no se puede dejar el ejercicio físico; no se puede hablar de una salud integral si no está presente, sobre todo en estos momentos”, expresó.

Subrayó que es importante la preinscripción en diferentes patologías,como la hipertensión, el sobrepeso y deficiencia en el sistema inmunológico. 

Añadió que la actual situación de la pandemia causó alteraciones en el ciclo del sueño, debido a la relación directa con el ejercicio físico. 

“Actualmente tenemos energía de sobra, con energéticos que no fueron consumidos durante el día, iniciando un ciclo vicioso”, explicó el ponente ante su auditorio. 

El especialista destacó la importancia de la carga de la activación y horarios del día en que se recomienda practicarla. “Es necesario tomar en cuenta el ciclo de luz y oscuridad, ya que por la cuarentena las personas se levantan más tarde, se pierde la luz solar de la mañana, que es clave para que el cerebro sepa que dentro de 12 o 14 horas llegará el momento de dormir”.