Suiza.- Siete años después de la séptima y última ocasión en que desfiló con el ‘maillot’ amarillo por los Campos Elíseos de París, Lance Armstrong fue desposeído oficialmente de su palmarés del Tour de Francia por la Unión Ciclista Internacional (UCI).

La UCI, ansiosa por pasar página a años negros de dopaje masivo en el seno del pelotón, retiró las siete victorias en el Tour a Lance Armstrong, tras analizar el informe de la Agencia Estadunidense Antidopaje (USADA), que acusa al corredor de recurrir a sustancias prohibidas.

Armstrong había ganado el Tour de Francia de 1999 a 2005, pero solo siete años más tarde fue inculpado de dopaje por la USADA, basándose sobre todo en testimonios detallados de sus ex compañeros.

“Armstrong no tiene lugar en el ciclismo”, declaró el presidente de la UCI, el irlandés Pat McQuaid, en una rueda de prensa realizada en un gran hotel de Ginebra.

 Armstrong, que tiene en la actualidad 41 años, se retiró definitivamente del ciclismo profesional a principios de 2011. En su informe de 202 páginas acompañada de otras mil  de testimonios y estudios, publicado el 10 de octubre, la USADA acusaba a Armstrong de haber montado el programa de dopaje más sofisticado de la historia del deporte.

El héroe superviviente a un cáncer de testículos quedará oficialmente en la historia como un ciclista que se dopaba con EPO, transfusiones sanguíneas y píldoras de testosterona.

Tras haber intentado acabar con la investigación de la USADA en los tribunales civiles hace unos meses, clamando por su derecho a un proceso justo, Lance Armstrong había definitivamente tirado la toalla el 23 de agosto. “Hoy, paso la página”, declaró el exciclista en su cuenta Twitter que cuenta con 3 mil 7 millones de “seguidores”.

Lance Armstrong corre el riesgo de encontrarse completamente abandonado. La semana pasada, tres de sus patrocinadores, entre ellos Nike, le dejaron. Y tuvo que alejarse de la presidencia de su fundación Livestrong contra el cáncer.

Sus procesos por perjurio podrían incluso llevarle a los tribunales, por haber mentido en la investigación federal por dopaje que se llevaba contra él.

 

AGENCIA