Orizaba.- Integrantes del Instituto de Pensiones del Estado de Veracruz demandan al Gobierno federal mayores informes sobre la reforma laboral que en breve entrará en vigor, pues mucho temen afecte sus intereses.

Algunos de los que acudieron a la prueba de supervivencia  aseguraron que aunado a las bajas percepciones que tienen por sus pensiones, podrían enfrentar ahora mayores complicaciones y nadie les ha explicado nada.

Diana Graciela Sáenz Vallejo, integrante del sector y adherida a la Coalición de Pensionistas del Instituto de Pensiones del Estado de Veracruz, indicó que tienen la idea de que las cosas que vayan a hacerse en esa iniciativa “van a ser lecivas para los pensionados porque el gobierno anterior tiene una deuda grandísima con el IPE”.

Es que aunado al problema de insolvencia económica que afronta el instituto, la quieren remediar subiendo la cuota a los activos, esta medida la aplicarían a los pensionados, quienes tendrían que volver a cotizar para poder recibir su pensión.

La entrevistada, manifestó que algunas pensiones no rebasan los 10 salarios mínimos, otros, como los trabajadores de la Universidad Veracruzana, perciben 15 o más; pero existe el riesgo de que les apliquen lo que se hizo con el ISSSTE, “que se rebajen las pensiones a 10 salarios mínimos, aunque la persona en activo gane más de eso, de ahí la preocupación”.

 

Matilde De los Santos Parada

El Buen Tono