Orizaba.– El vocero de la Diócesis de Orizaba, Helkyn Enríquez Báez, rechazó tajantemente que el 80 por ciento de las mujeres que se realizan la interrupción de su embarazo sean católicas, al contradecir a la organización Católicas por el Derecho de Decidir, por considerar que no se puede identificar como parte de esta religión alguien que promueve una cultura de muerte.

Hace días, María de la Luz Estrada, integrante de la organización, declaró que de las 200 mil mujeres que se han sometido a un aborto en la Ciudad de México, el 80 por ciento son católicas, un dato que ellas aportan tras el cuestionario que les hacen antes de su intervención. 

Ante ello, el sacerdote consideró, “manejan una ideología que es contraria a la Católica, el papa Juan Pablo Segundo lo dijo, el aborto como fin nunca puede ser aceptado”.

Además, destacó, las cifras que revelan son estimaciones, “lo hacen de manera errónea, los que trabajan en estadísticas saben que una estimación no es exacta, ellas han traspolado estadísticas de África Subsahariana y las han retomado para calcular los abortos en México y eso está comprobado”. 

“Reconocen que no tienen datos certeros porque la mayoría de los abortos por la condición, el sufrimiento y el drama que implican los ocultan, por tanto, se descalifican como metodología”.