Orizaba.- La iglesia de Santa Gertrudis de Orizaba fue atracada la madrugada de este lunes, por desconocidos, quienes ingresaron al brincar una barda colindante con el panteón municipal Juan de la Luz Enríquez, ubicado en Sur 43 y Oriente 6.

Los delincuentes se robaron una alcancía de la que se desconoce el monto de lo que tenía guardado y documentos propios de la parroquia.

Para entrar, los malhechores dañaron una puerta de metal a la que le pegaron con una barreta para hacer ceder sus seguros.

Una vez adentro del edificio, los sacrílegos buscaron en los cajones de un escritorio, desordenaron las cosas en claro rastreo de dinero o algún objeto, y luego utilizaron un par de cruces de madera como palancas, para intentar abrir otra puerta.

A pesar del ataque, el padre de la iglesia Lucio Maldonado Villanueva, consideró el suceso como un simple robo ya que afortunadamente no pudieron abrir la puerta de la ‘caja fuerte’, le llamó.

En otro cuarto administrativo, los ladrones rompieron un cristal de la puerta que da acceso a los víveres del edificio, y se volvieron a salir.

En un año y medio que tiene el padre Lucio al frente de la parroquia, dice que es la primer vez en ser atracado.

Sin embargo la iglesia católica ha sido agredida en 3 ocasiones más, siendo la de mayor trascendencia el robo del Santísimo de la capilla de Monte Carmelo, el 29 de febrero del año en curso.

Debido al ilícito, el párroco dijo que tratará de entrevistarse con el alcalde Hugo Chaín para exponerle el tema de la inseguridad, ya que dice, en varias ocasiones trató del tema de la colindancia con el panteón y no le hicieron caso.

Gabriel Lagos

El Buen Tono