Cuitláhuac.- Al menos tres muertos -entre ellos un niño de 6 años- y cinco heridos todos ellos originarios del Distrito Federal, dejó como resultado la salida del camino y volcadura de una camioneta Ford Expedition, en el kilómetro 10 de la autopista Córdoba-Veracruz, luego de que a la unidad se le reventara un neumático, se saliera sobre su costado derecho y terminara la unidad volcada con las llantas hacia arriba, enterrada en una cuneta de al menos 10 metros de profundidad.

Por la velocidad en que se desplazaba la camioneta Ford Expedition, negra, placas MDW 46-57 del Estado de México, ésta dio varias volteretas en el aire, rompió algunas ramas, chocó contra unos arbustos y dejó tirados a su paso a los ocho ocupantes de la unidad en una longitud de al menos 15 metros, entre lesionados y muertos.

Paramédicos de Caminos y Puentes Federales que fueron alertados por automovilistas que circulaban por el tramo, se apersonaron en el sitio con dos ambulancias, rescataron a los lesionados y dieron aviso a las autoridades ministeriales para que dieran fe de las tres víctimas mortales que dejó el accidente.

Los sucesos ocurrieron al mediodía de ayer, cuando los ocupantes de la unidad se desplazaban aparentemente a velocidad inmoderada por la autopista Córdoba-Veracruz, y sobre el kilómetro 9+800 a la unidad se le reventó un neumático delantero, lo que provocó que el conductor identificado como Armando Fernández Carrera, de 26 años, perdiera el control y su unidad de saliera del camino sobre su lateral derecho, dando vueltas, para terminar volcada con las llantas hacia arriba.

Dentro de esas volteretas se fueron saliendo de la camioneta los ocupantes de la misma, siendo identificados como Christopher Yael Fernández Cifuentes, de 2 años 3 meses, su abuelo Armando Fernández Ortiz, de 49; Karen Fernández Carrera, de 14, estudiante; Merelín Yanet Cifuentes Guzmán, de 25 años, así como la empleada doméstica Marilú López García, de 14 años, originaria de Calcahualco.

Lamentablemente y al menos a 5 metros de la unidad quedó el cuerpo de una mujer identificada por sus familiares como Marina Carrera Zavala, de 49, a 3 metros el menor Neibe Fernández Cifuentes, de seis años, y junto a la camioneta quedó presuntamente el cuerpo del conductor Armando Fernández Carrera, de 26 años; todos ellos originarios del Distrito Federal.

Socorristas de Capufe se apersonaron en la zona del percance, donde bajaron hacia la cuneta para rescatar a los lesionados, quienes tras ser inmovilizados y suministrarles algunos medicamentos, fueron canalizados de emergencia hacia un hospital privado de la avenida 7 donde quedaron internados y bajo vigilancia médica.

Personal de la agencia del Ministerio Público Especializado en delitos Ocurridos en Carretera, a cargo de la licenciada María Isabel Hernández Cruz, tomó conocimiento de los decesos y tras labores periciales, se ordenó el levantamiento de los restos de los occisos, quienes fueron canalizados al anfiteatro local, a fin de que médicos forenses les practicaran la necrocirugía de rigor.

Fue el capitán de la Policía Federal Preventiva, División Caminos, Gabriel Morales Ramos, quien tomó conocimiento del percance, elaboró el parte de accidente y turnó el parte hacia la agencia especializada, con el fin de que se establezcan las responsabilidades jurídicas correspondientes.

Al lugar arribaron también policías de Seguridad Pública y Agentes de la Agencia Veracruzana de Investigación, quienes recabaron informes e informaban a sus superiores lo acontecido.

 ELEUTERIO ESPINOZA 

EL BUEN TONO