• ¡Cuídalos!
  • Mantener el sitio en el que pasan más horas al día con una buena temperatura.
  • Cierra puertas, ventanas y persianas para concentrar el calor en la habitación.
  • Usa calcetines, calentadores y zapatos de invierno. 
  • Vestir pijamas gruesas y ropa interior larga. 
  • Utiliza mantas y edredones. 
  • Cubrir las zonas donde se pierde más calor: cabeza, orejas, cuello, manos y pies. 
  • Aunque en invierno la sed diminuya, se deben beber líquidos para mantenerse hidratados. 
  • Antes de salir a la calle, se debe conocer la temperatura al exterior para abrigarse de forma adecuada. 
  • Para que el frío y la humedad no afecten su piel, es necesario que se hidraten con cremas.

CDMX.- En esta temporada de frío, los adultos mayores son de las personas más vulnerables a contraer enfermedades en vías respiratorias y por ello se les debe brindar especial atención. 
El frío afecta de forma considerable a los adultos mayores, pues con la edad el cuerpo pierde más calor del que produce. 
Además, este clima empeora la circulación y agrava los dolores corporales, así como los síntomas típicos de la artritis. 
Por ello, la Secretaría de Gestión Integral de Riesgos y Protección (SGIRPC), de la Ciudad de México emitió una serie de recomendaciones para mantenerlos protegidos de las bajas temperaturas.