ads

ORIZABA.- Pastores del Valle de Orizaba pidieron al alcalde, Igor Rojí López, poder abrir los templos a la brevedad posible, pues la gente necesita del alimento espiritual; pero les fue negada la solicitud.

Fueron un promedio de 50 ministros de culto los que llegaron al Palacio de Orizaba con el propósito de exponerle a la autoridad municipal lo importante que es que las personas acudan a las Iglesias.

Además, también expresaron que las diferentes denominaciones cristianas desde hace mucho tiempo vienen haciendo trabajo con el propósito de ayudar a la reconstrucción del tejido social, así como otorgar diferentes apoyos a la gente, entre los que destacaron talleres de oficios, conferencias, asesorías y consejería, entre otros.

ads