Superiberia
  • Dentro de la legislación nacional
  • Incorrecto que la concepción del parto se considere como una enfermedad

Tequila.- La Violencia Obstétrica no sólo no está reconocida ni sancionada dentro de la legislación nacional, se ha normalizado e invisibilizado, también se ha deslegitimado y se ha realizado toda una persecución contra las parteras; además, la concepción del parto se ha transformado y ha pasado a considerarse como una enfermedad.
En el webinario gestado y coordinado por Ilse María Fajardo Guerrero, directora general de casas de partería Luna Maya y la docente e investigadora, Amanda Ramos García, de la Universidad Veracruzana Intercultural (UVI-UV), sede las Altas Montañas en coordinación con la diputada federal, Ana Patricia Peralta de la Peña, se abordó el tema “Violencia Obstétrica en México: Entre la normalización y el
reconocimiento”.
En él participaron diferentes especialistas y se dijo que se trata de un serio problema de salud pública y que lamentablemente está normalizado e invisibilidad, por lo que se tiene que trabajar mucho para lograr avances sustanciales en la materia desde todos los ejes
rectores y la sociedad.
Andrea Aguirre, en representación de la diputada Ana Patricia Peralta, mencionó que la legislatura LXIV se ha denominado “la legislatura de la paridad”, porque se ha trabajado para crear un andamiaje jurídico que proteja los derechos de las mujeres y reconozca las violencias que se ejercen, pero que no son visibles, como la violencia política.
Ante ello, mencionó que se trabajó en una iniciativa que fue presentada para su análisis y dictaminación, debido a que es necesario que se garantice la protección de las mujeres durante el embarazo, parto y puerperio.
“Existe y se ha normalizado, no está reconocida ni sancionada dentro de la legislación nacional, ya que se trata de un tema aislado, tampoco incluye el respeto a la pertenencia cultural. Basta de la normalización, es momento de dar paso a la visibilización y prohibición de prácticas que violan los derechos de las mujeres durante el embarazo, parto y puerperio”, puntualizó. 
En representación de la UVI, Dalia Xiomara Ceballos Romero, destacó que el parto ha estado históricamente en manos de parteras mujeres; sin embargo, “con la aparición de los Colegios de Medicina alópata hegemónicos, además, formados por varones; se da un desplazamiento y una deslegitimación y persecución de las parteras, en este marco, la concepción del parto se ha transformado y ha pasado a considerarse como una enfermedad”, por lo que la idea es visualizar todos estos problemas y otros para dar solución.

Vecino