CDMX.- El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, afirmó que ayer inició la segunda fase de su plan contra el huachicol. Sin dar una fecha para el restablecimiento del abasto de gasolina en el País, reiteró que no se ha dejado de comprar gasolinas al exterior, y aseveró que hay “gasolina, diésel y turbosina suficiente”.

Ante versión de que el Gobierno Federal canceló licitaciones de compra de combustibles desde Estados Unidos, el titular del Ejecutivo Federal insistió: “no hay un problema de escasez de combustibles en el País, tenemos reservas suficientes y en tránsito más abasto de combustibles. No puedo decirles, por razones obvias, en qué cantidad, pero suficiente para resistir sin problema, para que no se desesperen, para que no haya pánico”.

El Mandatario refirió que sí hay buque-tanques de empresas que importan gasolina a México, en el puerto de Tuxpan, Veracruz. Sin embargo, negó que estén varados por haberse cancelado la compra de combustible. Aseguró que su Gobierno seguirá desplegando todas las acciones que sean necesarias para combatir el robo de combustible. “No va a haber marcha atrás, ni un paso atrás, ni siquiera para tomar impulso. Vamos a enfrentar este flagelo”.