• Filial de Odebrecht
  • Una de las causas es porque Pemex vendió gas a precio por debajo del costo existente en el mercado
  • La empresa tiene una demanda por actos de corrupción y no quiso llegar a un acuerdo.

CDMX.- El Presidente Andrés Manuel López Obrador indicó que el contrato de suministro de gas natural a la planta de Etileno XXI de Braskem-Idesa, empresa filial de Odebrecht,  se canceló y no hubo renovación, debido a que es un “contrato leonino”, por el que Pemex vendió gas a precio por debajo del costo existente en el mercado.
“Me informaron hoy en la mañana de que habían notificado a la empresa porque no se está corrigiendo el contrato leonino que se suscribió desde el tiempo de Calderón, que es contrario a la hacienda pública, es un contrato con Odebrecht, esta empresa que es famosa por las extorsiones y por la corrupción.
El Mandatario señaló que el contrato no se interrumpió, sino simplemente se venció y no será renovado, por lo que el Gobierno Federal no incurre en ninguna responsabilidad.
Enfatizó que además de que se llegó a la fecha de vencimiento del contrato, la empresa cuenta con una denuncia por actos de corrupción y no quiso llegar a un acuerdo.
“Quieren que se le siga vendiendo el gas, el etano, al 25 por ciento de su costo en el mercado y que Pemex, la hacienda pública, el pueblo de México, les subsidie el 75 por ciento del costo del gas, y además cobrando multas”, indicó. 
López Obrador dijo que ante este panorama su gobierno no continuará con ese tipo de contratos,  “porque nos convertimos en cómplices de corrupción”.