Río Blanco.- Por los gastos que cientos de trabajadores realizaron en diciembre y el Día de Reyes, se prevé que a partir de mañana aumente la afluencia de personas en las casas de empeño.

Al respecto, el comercianate, Alejandro Hernández Melo explicó que aunque la mayoría de familias aprovecharon la temporada para comprar diversos productos, la mayoría no programa sus gastos y compra más de lo que puede pagar, por lo que hay quienes acuden a empeñar objetos de valor.

“El primer jalón se siente el Día de Reyes, que es cuando ya no alcanza el dinero para los juguetes de los niños, y aún falta una semana para la quincena”, expresó.

Consideró que la mayoría de personas gastan de más, no tomaron en cuenta que diciembre tuvo cinco fines de semana, sólo dos quincenas y que el dinero no alcanza.

Indicó que el pago del aguinaldo les llegó a muchos trabajadores antes de tiempo y aprovecharon para comprar diversos productos, aunque la mayoría lo gastó en regalos y fiestas, con lo que provocaron un hoyo en sus finanzas para el inicio de año.

“Es normal, sabemos que la cuesta de enero es difícil, pero para este año lo será más, el mes pasado fue muy desgastante para las familias y nadie razonó en el endeudamiento”, agregó Hernández Melo.

 

Alejandro Payán 

V·zquez 

El Buen Tono