• Ocupa cargo sólo 5 días
  • Ciudadanos salen a las calles para festejar la noticia

Lima.- A sólo cinco días de asumir el poder, Manuel Merino renunció ayer a la presidencia del país, tras las protestas masivas en su contra y la amenaza del Congreso de destituirlo.
Durante un mensaje por televisión expresó a la nación: “Quiero hacer del conocimiento de todo el país que presento mi
renuncia al cargo”.
Añadió que para evitar “vacío de poder”, los 18 ministros que él juramentó el jueves seguirán en sus puestos temporalmente, aunque prácticamente todos habían renunciado.
El anuncio provocó la alegría de los ciudadanos que salieron a las calles para festejarlo, un día después de la violenta represión de protestas que dejó dos muertos y unos cien heridos en las arterias.

Protocolo
El nuevo líder de la nación deberá tener la suficiente capacidad para pacifiar al país.
El elegido, dijeron analistas, será el tercer mandatario en menos de una semana en un lugar muy golpeado por la pandemia de Coronavirus y la recesión económica, que se sumió en una crisis política cuando el Parlamento destituyó en un juicio relámpago al popular mandatario Martín Vizcarra el lunes pasado.

Víctimas
El Ministerio de Salud informó que 94 manifestantes quedaron heridos, algunos con armas de fuego, entre ellos 63 hospitalizados, varios con politraumatismos e inhalación de gases lacrimógenos.
Pero, la abogada de la organización Coordinadora Nacional de Derechos Humanos, Mar Pérez, aseguró que había 112 heridos y 41 manifestantes con paradero desconocido.

Te recomendamos: