El Ayuntamiento de Córdoba se ha negado a dar información del permiso para ocupar la ex Hacienda de Toxpan, para realizar la boda de la ex diputada Daniela Nadal, particularmente el Síndico, o más bien se le debería llamar “cínico” al negar tal información, ya que, por si no lo recuerda, está trabajando como funcionario público, así que tiene obligación de rendir cuentas a los ciudadanos, pues son ellos los que pagan su sueldo, que ponga los pies en la tierra porque parece que ya se le anda subiendo y ya se siente el “presidentito”.

Los ninis abundan en el Ayuntamiento cordobés, y entre ellos están dos regidores de oposición que todos los días llegan a la una y media de la tarde y se van a las dos y media; nunca están para cuando los ciudadanos los buscan y aunque estuvieran, no serían de gran ayuda pues, no saben nada de sus comisiones, ellos sólo cobran y alzan el dedito cuando hay cabildo, uno de ellos a veces intenta cuestionar en los cabildos pero sólo ocasiona que todos se burlen, porque ni él se entiende. Ahora ya hasta se les ha visto en los eventos de su partido, aunque entre ellos se queden como los chinitos sólo “milando” porque nadie los toma en cuenta. A estos, regidor y regidora les debería dar vergüenza cobrar un sueldo si no hacen nada por su ciudad, no se comprometen.

Cambiando de tema ¿sabían que Veracruz generó ayer una noticia de primer mundo? pues resulta que fue porque el Presidente de la Red Evangélica de Veracruz, Guillermo Trujillo Álvarez, dio a conocer por primera vez en la entidad, que la SEV ofreció mandar una circular a los supervisores escolares para que la hagan llegar a cada una de las escuelas de su jurisdicción, la cual solicita, que no se les obligue a los niños no católicos, a participar en las actividades del Día de Muertos, el representante religioso se mostró complacido de haber abierto al fin comunicación con las autoridades educativas, y ser tomado en cuenta.

Ya en el ámbito nacional no se agota el tema de “El Lazca” y todas las historias que han surgido a raíz de este suceso, ya dijo la Procuraduría que “La Ardilla” lo identificó porque era su compadre, sin explicar siquiera como lo hizo si de manera presencial o través de fotografías, también circularon imágenes del 2010 en donde se les ve a los compadres conviviendo en la boda de Martínez Escobedo en Ciudad Victoria, ¿hasta donde llegarán con esto?